VOTAR A PARTIDOS PEQUEÑOS


Os traigo un nuevo artículo del blog voto en blanco, en el que propone como solución al problema de la sociedad española creado por los partidos políticos que nos llevan malgobernando desde la transición, el que se vote a los partidos políticos pequeños y todavía limpios como única forma de regenerar España. La oportunidad la tenemos ahora, el próximo 25 de mayo. No la desperdiciemos.

Carlos Yebra Matiaci.

Votar a partidos pequeños y todavía limpios es la única forma de regenerar España

Ya sabemos lo que nos espera si votamos a los grandes partidos que han convertido España en un vertedero. Si queremos avanzar hacia la regeneración y castigar a los que son causantes de nuestro fracaso, ruina, injusticia y retroceso, solo hay un camino: votar a los partidos pequeños y todavía limpios.

Votar a partidos pequeños y todavía limpios es la única forma de regenerar España

Millones de demócratas españoles y gente que se considera víctima de los estragos causados por los partidos políticos que gobiernan España buscan sin descanso la fórmula para derrocar a esas formaciones políticas, claramente responsables del desastre de España. No saben como hacerlo y a veces tiemblan ante el enorme poder acumulado por esos partidos, parapetados detrás de una Justicia domesticada, de una policía bien entrenada y armada y de una jauría de periodistas y medios de comunicación que operan como perros del poder. Saben que ningún ciudadano decente debe votar a los grandes partidos políticos españoles, culpables de haber construido una sociedad dominada por el desempleo, la corrupción, la pobreza, el abuso de poder, la desigualdad y la injusticia, pero no saben qué hacer para expulsar del poder a los miserables.Sin embargo, el camino hacia la victoria de los españoles decentes , demócratas y honrados aparece cada día mas nítido. Cuando el ministro Gallardón pidió recientemente a los ciudadanos que no desaprovechen su voto apoyando a partidos pequeños, muchos comprendimos que ese “voto a los partidos pequeños” es la única opción que hace daño al sistema y, en especial, a los grandes partidos que dominan hoy el Estado.Los partidos políticos, cuyo objetivo prioritario es mantenerse en el poder y seguir ordeñando la gran teta del Estado, han sabido generar defensas contra protestas ciudadanas como la abstención, el voto en blanco y el voto nulo con reproche. A los abstencionistas los califica de ser indiferentes y carecer de interés por la política; a los que votan en blanco los considera poco menos que una minoría siempre descontenta y a los que anulan su voto incluyendo en la papeleta términos como “chorizos” “ladrones” o “sinvergüenzas” los tachan de antisistemas.

Sin embargo, carecen de defensa ante el voto masivo a partidos pequeños que todavía no estén contaminados y que no hayan participado en la nefasta gestión política que ha convertido a España en un país basurero marcado por la corrupción, el desempleo, el avance de la pobreza, la injusticia, la desigualdad y el abuso de poder, vicios y dramas atribuibles por completo a la pésima gestión de los grandes partidos (PP y PSOE) y a los partidos cómplices y copartícipes en el gobierno (IU y nacionalistas vascos y catalanes).

Apoyando a partidos pequeños, los grandes pierden votos, escaños, dinero y poder. Al ser agrupaciones sin ideología y basadas en el clientelismo, al perder poder entran en dinámicas peligrosos de desencanto entre los suyos, que no reciben las compensaciones que esperan y esos partidos comienzan a desmoronarse porque tienen los pies de barro.

Votar a los pequeños puede provocar la desintegración de este sistema perverso que ha destruido la grandeza de España, ha dinamitado los valores, ha destruido el prestigio de la nación y ha convertido al país en un grave problema para Occidente y en el hazme reír de medio mundo.

El descaro y la falta de ética de los grandes partidos les permite aceptar el poder aunque sólo reciban el voto de una exigua minoría. De nada sirve que tres de cuatro españoles se abstenga o emita votos de rechazo porque ellos, con apenas un puñado de votos, se proclamarán vencedores y se repartirán el poder, perpetrando un nuevo atentado, sucio y sin legitimidad, contra la democracia y la decencia.

Los ciudadanos demócratas de España, hasta ahora desmoralizados y sin saber como derrotar a los grandes partidos y al sistema que domina España haciéndose pasar por una democracia, cuando solo es una sucia partitocracia sin controles ni frenos, tienen ya claro cual es el camino para alcanzar la deseada democracia limpia y decente que España necesita para resurgir, un camino que pasa por votar masivamente a partidos pequeños y por dar la espalda a todos los partidos políticos que hayan tenido responsabilidad en el desgraciado y nefasto gobierno de España y sus autonomías.

Anuncios

Acerca de Carlos Yebra Matiaci

Funcionario de carrera de la Administración General del Estado. Sígueme en https://twitter.com/cymblog
Esta entrada fue publicada en ARTÍCULOS y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a VOTAR A PARTIDOS PEQUEÑOS

  1. csantosr dijo:

    Pues duda, duda yo no tenía, Carlos, pero tras este artículo que nos regalas hoy creo que debe definitivamente aclararse la que aun pueda tener alguien.

    Parafraseando al artículo, votar a partidos pequeños masivamente es la estrategia para dar la espalda a todos los partidos políticos que hayan tenido responsabilidad en el desgraciado y nefasto gobierno de España y sus autonomías.

    Abstenerse, votar en blanco o votar nulo, NO. Esa es la estrategia para asegurar nuestra destrucción como sociedad.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s