ÉRASE UN PAÍS LLAMADO ESPAÑISTÁN


cvriaUna vez más el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha vuelto a poner orden en el estercolero de un país llamado Españistán, donde el ordenamiento jurídico sirve a los intereses del poder y de los poderosos, y en donde los de abajo sufren abusos y todo el peso de la Ley.

Esta vez se trata de las cláusulas suelo de una banca ávida de dinero y de un Tribunal Supremo que les ampara. De esta forma, el TJUE ha fallado a favor de los clientes de esas entidades bancarias que tenían estas cláusulas abusivas y tendrán que devolver todo lo abonado de más durante toda la vida del préstamo, no desde mayo de 2013 como estableció el Tribunal Supremo.

“La jurisprudencia española que limita en el tiempo los efectos de la declaración de nulidad de las cláusulas suelo contenidas en los contratos de préstamo hipotecario en España es incompatible con el Derecho de la Unión. Tal limitación da lugar a una protección de los consumidores incompleta e insuficiente, por lo que no constituye un medio adecuado y eficaz para que cese el uso de las cláusulas abusivas”, ahí es nada.

“La declaración judicial del carácter abusivo de una cláusula debe tener como consecuencia el restablecimiento de la situación en la que se encontraría el consumidor de no haber existido dicha cláusula”, continúa el TJUE.

A pesar de los problemas que nos ocasiona pertenecer a la Comunidad Europea en cuanto a la pérdida de soberanía como país, legislativamente somos afortunados porque de no ser ciudadanos de la Unión, en qué condiciones estaríamos los españoles, con un Tribunal Supremo y un Tribunal Constitucional al servicio del gobierno, en un país donde la separación de poderes ya no se distingue, en donde casi todo está podrido y el que no se corrompe es porque no puede, según dicen aquellos que han perdido toda ética y moralidad y que creen que todos son de su condición.

Así que ahora toca aflojar la pasta. Lo malo de esto es que ya sabemos quién lo va a pagar, ¿verdad? El contribuyente, como no podía ser de otro modo, que para eso estamos, para soltar dinero sin rechistar mientras sigamos con un país lleno de muy españoles y de mucho españoles que mantienen a los corruptos en el poder.

Así es Españistán. Menos mal que nos queda el Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

Carlos Yebra Matiaci.

Anuncios

Acerca de Carlos Yebra Matiaci

Funcionario de carrera de la Administración General del Estado. Sígueme en https://twitter.com/cymblog
Esta entrada fue publicada en ARTÍCULOS y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s